Primera Vuelta del Curso MIRplus: La semilla ya está plantada

¡Buenos días, leucoblastos todos! 🙂 Hoy vengo para compartir lo que viene a ser mi experiencia durante la primera vuelta del Curso MIRplus de la Academia MirAsturias (que, a partir de ahora, será conocida como La Academia a secas) que realizo de forma simultánea a mi sexto año de Medicina.

Esta primera vuelta (de un total de cinco vueltas a toda la Medicina, como les gusta recordarnos cada vez que surge la ocasión) ha abarcado el amplio y a la vez rápido período transcurrido entre septiembre de 2017 y febrero de 2018. ¡Sí, nada más y nada menos que 6 meses! El objetivo de la misma es dual. Por una parte, familiarizarnos con la Academia, los simulacros, la página web, el temario, los manuales y todo lo que concierne al Mundo MIR. El otro gran objetivo consiste en empezar a aprender y controlar los tan queridos y agradecidos Conceptos RepeMIR.

¿Y qué es eso de los conceptos RepeMIR? Pues, son… ¡lo mejor del mundo! Resulta que, desde el principio de los tiempos, desde que el MIR es MIR, hay una serie de preguntas que se repiten a lo largo de los años. Bueno, no se repiten las preguntas literalmente, pero sí lo hace la esencia de la misma. Esto quiere decir, que hay enfermedades, tratamientos, diagnósticos, algoritmos… que suelen ser preguntas de examen año sí y año también. Un ejemplo: siempre cae alguna pregunta sobre la sarcoidosis. Conclusión: Hay que estudiarse la sarcoidosis. Y, si me apuras, te darás cuenta de que lo que siempre suelen preguntar sobre esta enfermedad es que el cociente entre linfocitos CD4+ y CD8+ en el lavado bronquioalveolar está elevado. ¡Pues, si controlas ese concepto, ya tienes una pregunta acertada en el MIR con un 99% de probabilidades! (Nota: porcentaje inventado. Puede que no ocurra así en tu año). La Academia te indica qué debes estudiar en función de la rentabilidad del temario, y los conceptos RepeMIR son lo más rentable del mundo mundial. ¡Algo que se está repitiendo en los últimos años es muy probable que vuelva a ser preguntado también en tu examen!

Durante esta primera vuelta del curso, hemos estudiado un total de 7 asignaturas. Son las 7 asignaturas más importantes de cara al MIR: de las que caen más preguntas todos los años, las que tienes que estudiar sí o sí, las que te proporcionarán más aciertos. Por desgracia, suelen ser también las más largas. ¡Pero bueno, también son bonitas, así que una cosa compensa la otra! 🙂 Estas 7 asignaturas de las que te hablo son Medicina Preventiva, Aparato Digestivo, Enfermedades Infecciosas, Cardiología, Neumología, Nefrología y Neurología. Tengo que decir que la verdad es que todas estas asignaturas me han gustado. Aunque pueda parecer raro y a la mayoría de la gente que conozco no le agrade mucho, a mí la Bioestadística y la Medicina Preventiva me resultan relativamente amenas y, en ocasiones, hasta divertidas. Es cierto que de vez en cuando te sueltan alguna pregunta bastante imposible o enrevesada, sobre cierta fórmula o concepto que no te has parado a memorizar o comprender del todo, pero en general la encuentro muy lógica y agradecida: con unos pocos conocimientos básicos puedes arreglártelas para acertar muchas preguntas (o, al menos, lucharlas y fallarlas con cierta dignidad). Mis sorpresas de esta primera vuelta han sido Neumología y Nefrología. Durante la carrera, intenté estudiarlas y disfrutarlas en la medida de lo posible, pero nunca me quedé con la sensación de controlarlas o acabar de entenderlas del todo. Pues esta vez ha sido distinto. ¡Saqué bastante mejores resultados de los que esperaba en las autoevaluaciones de ambas asignaturas, y mientras las he estudiado las he encontrado más bonitas, lógicas y simpáticas de lo que recordaba! Supongo que en parte es por las estupendas clases de Fisiopatología y de RepeMIR que nos dan desde la Academia, y que los manuales son bonitos y, como digo yo, dan ganas de estudiarlos. Una ventaja que aproveché durante esta vuelta fue el cambiar el orden de algunas asignaturas en mi calendario: intercambié Aparato Digestivo con Neurología, de forma que mi rotatorio por Neurología me coincidiera con el estudio de esa asignatura; y que mi rotación por Cirugía General y del Aparato Digestivo fuese a la par con las semanas que tendría que estudiar Aparato Digestivo. ¡Yuhuuu, doble combo! 🙂

El calendario de estudio que la Academia nos entrega otorga ¡3! semanas para cada asignatura. En ese tiempo, se contempla la realización de varios exámenes, el estudio de aquello más importante y una clase semanal sobre fisiopatología o conceptos RepeMIR de dicha asignatura.

El lunes de la primera semana de cada asignatura, hemos realizado una Autoevaluación (nivel RepeMIR, supuestamente fácil) con la que poder hacer un diagnóstico de tu nivel inicial en dicha materia. El último día de estudio de la última semana, hemos vuelto a realizar otra Autoevaluación, cuyo objetivo ha sido medir la mejora en esa asignatura durante el estudio de la misma. Yo estoy contento porque he mejorado en todas salvo en Digestivo (¡sí, no sé por qué, ni como, pero resulta que en la segunda Autoevaluación de Digestivo obtuve menos aciertos que en la que realicé antes de empezar a estudiarla, jaja!). En mi defensa diré que en ese primer examen saqué bastante buena nota, y que era muy difícil que el milagro se volviese a repetir. Cosas de acertar o no esas preguntas que te juegas al 50%, supongo.

Durante la segunda semana de estudio de la asignatura, realizábamos el denominado examen RepeMIR 20__ (inserte aquí año aleatorio entre 2016 y 2010). Este examen consiste en realizar el examen MIR de una convocatoria concreta, pero únicamente con las preguntas que se refieren o que incluyen conceptos RepeMIR (¡de ahí el nombre, ajá! 😀 ). Que no te engañe esto, pequeño leucoblasto. ¡Resulta que, de un examen MIR de 225 preguntas, en torno a la mitad son RepeMIR! Así que no se trata exactamente de un examen rápido y ágil que realizar en un abrir y cerrar de ojos. Se tarda lo suyo.

Todos los viernes, por la tarde, hemos tenido clase. Como cada asignatura abarca tres semanas, hemos tenido tres clases por asignatura. La duración media de cada una es en torno a 2-3 horas, en función del profesor, la materia en cuestión y demás cataclismos del universo. La clase de la primera semana solía versar sobre Fisiopatología (de Neurología, Cardiología, Nefrología, o la asignatura que estuviésemos estudiando). Las otras dos clases de los siguientes viernes siempre eran sobre los conceptos RepeMIR que había que controlar de esa materia. ¡Siempre RepeMIR, siempre RepeMIR… pero es que es lo que toca ahora! ¡Lo más rentable, lo más seguro, lo que no puedes permitirte no saber! 😀 ¡Así que a tope con ellos! Las clases se dan en una de la sedes de la Academia (normalmente Oviedo, aunque en ocasiones también Madrid) y se retransmiten en directo por videoconferencia al resto de las sedes.

En mi caso, como no vivo en una ciudad que tenga sede, he tenido que ver las clases por Internet. La Academia ofrece la fantástica posibilidad de visionar la clase, en directo, a través de un enlace de Youtube que te proporciona su plataforma web ese mismo día. Sin embargo, he decir que yo no he aprovechado esa oportunidad. En la mayoría de los casos porque las clases comenzaban a las 15:30 horas, y entre que salía tarde de las prácticas hospitalarias por la mañana, llegaba a casa y comía de una forma medianamente decente, si quería ver la clase en directo tenía que ser ya empezada. De modo que la mayoría de las veces he esperado a que suban el vídeo de la clase, junto con su correspondiente tutoría 😉 , a la página web tan currada que tienen, y lo he terminado viendo «a trompicones» durante la semana siguiente. Es verdad que tenía la opción de ver el vídeo de la clase del año pasado, que está siempre disponible en la plataforma, pero yo he preferido ver la clase actualizada a pesar de que dicen que apenas hay cambios de un año al siguiente. Para el estudio de Neurología, sin embargo, sí que estuve viendo las clases del año pasado, dado que por el cambio que hice en mi calendario tenía que estudiarla varios meses antes de que el resto del curso lo hiciera, por lo que mientras no recupere mi giratiempo no podía ver unas clases que aún no habían tenido lugar.

Una cosa que me ha venido muy bien usar para repasar todos los conceptos RepeMIR de una asignatura de una forma rápida, ágil y amena son los vídeos MiniRepeMIR, también disponibles en la plataforma web. Se supone que forman parte del repaso que se hace la semana antes del MIR de todas la asignaturas, centrándose en lo más importante de cada una (o sea, lo RepeMIR), y en menos de una hora te hacen un repaso exprés. ¡Para esos momentos en los que no tienes ganas de empezar a bucear en un temario, vídeo o explicación muy profunda pero sabes que tienes que estudiar sí o sí! Otra forma no muy pesada de estudiar/repasar ha sido hacer tests aleatorios sobre la asignatura de la semana, aparte de los que la Academia manda.

Los manuales de la Academia son, desde mi punto de vista, uno de los puntos fuertes de la misma. Son libros que te llaman, que te dan ganas de abrir, de ojear, de seguir leyendo, de curiosear, de oler, de disfrutar, de compartir, de vivir (¡veremos cuando empiece el Intensivo, si pienso lo mismo que ahora! jaja). El papel es grueso, pero agradable y ligero. Me recuerda al de los Workbook que teníamos en Inglés. Cuando lo ves, el manual parece un libro de verdad. Huele como un libro de verdad. Pesa como un libro de verdad. Cuando lo abres, está lleno de dibujos, de reglas mnemotécnicas, de preguntas tests, de colores, de aclaraciones… Pienso que los manuales son de lo mejorcito de la Academia. A mí me gustan mucho (¿se nota?). ¡Y lo mejor de todo, es que cada vez que actualizan un libro, te lo envían de nuevo! Yo ya tengo dos manuales de Medicina Preventiva, porque después de habernos mandado el manual lo actualizaron. Y próximamente recibiré de nuevo el de Cardiología y el libro RepeMIR, los cuales han sido actualizados tras la celebración del examen MIR del pasado febrero. ¡Son detalles que se agradecen! 🙂

Bueno, pongámonos un poco más serios ahora. Toca hablar de los MiniSimulacros. Los MiniSimulacros son eso, simulacros del examen MIR. Pero son mini porque no tienen la extensión de un examen MIR completo (el cual tiene 225 preguntas y una duración de 5 horas). De momento, en esta primera vuelta, para ir acostumbrándonos poco a poco y no morir de golpe con el primer simulacro todos los simulacros de MIR que hemos realizado han sido MiniSimulacros. Estos constan de 112 preguntas (la mitad de un MIR) que supuestamente debes ser capaz de terminar en 2 horas. Del mismo modo que para entrenar una Maratón no sales a correr 42 kilómetros el primer día, para prepararte el MIR no empiezas a hacer simulacros de una duración tal que no puedas aguantar psicológicamente (vale, podríamos acabarlo y todo lo que quieras, pero… seguramente a partir de la mitad del examen estaría tan agotado mentalmente que no podría responder decentemente al resto de preguntas, y lo que quedase de día no podría aprovecharlo para nada más… ¡y luego tendría que corregir 225 preguntas seguidas!). Pues eso, el caso es que nuestros MiniSimulacros son de 112 preguntas. Para calcular el resultado en base a un MIR «de verdad», el resultado que obtienes se multiplica por dos. Y… ¡tachán! Ahí lo tienes. Lo que supuestamente habrías sacado en un MIR. Y digo supuestamente porque desde la Academia nos han advertido que estos MiniSimulacros de primera vuelta son de un nivel un tanto más básico, más sencillo, que el examen que nos encontraremos en nuestra convocatoria y que nos esperan en las siguientes vueltas del Curso. Sorprendemente, en el primer simulacro me fue bastante bien (teniendo en cuenta que sacar nota positiva sin haber estudiado ya era considerado, por mí, como todo un éxito). Si bien a lo largo de esta primera vuelta he tenido altibajos, subidas vertiginosas y caídas dignas de un paracaidista, mi tendencia ha sido ascendente. Así, de media y «a ojo» creo que he mejorado en torno a +50 puntos netos entre los dos primeros y los dos últimos simulacros de esta primera vuelta. El Dr. Baladrón ya nos ha avisado de que el nivel de los MiniSimulacros aumentará en la segunda vuelta, por lo que no es de extrañar que ahora bajemos bastante respecto a lo que estamos acostumbrándonos a sacar últimamente. ¡Afrontaremos estos simulacros con ganas y ánimo para intentar mantenernos a flote! 😀

TDP1

Torsades de Pointes. Esta arritmia fatal guarda un inquietante parecido con mi gráfica de resultados de los MiniSimulacros.

La cosa es que estos simulacros se pueden realizar de forma presencial en cualquiera de las Sedes el sábado por la mañana, o por Internet. Yo los he hecho todos desde la distancia de mi ordenador. Una vez transcurridas las dos horas que te proporcionan para acabar el MiniSimulacro, en Oviedo (o a veces Madrid) tiene lugar la clase de corrección del mismo. Al igual que la clases, esta corrección se transmite en directo al resto de Sedes y puedes verlo a través de Internet por un enlace de Youtube que la plataforma web te proporciona.

Yo siempre he ido un poco retrasado toda las semanas. Normalmente, no veía la retransmisión en directo y acababa viendo el vídeo de las clases a lo largo de la semana siguiente. Durante los últimos días descubrí la brillante oportunidad que el botón acelerar me proporcionaba, de modo que algunos vídeos he terminado visionándolos a velocidad x1.25 o x1.5 para ahorrar tiempo (y así disfrutar de una divertida versión hiperactiva de varios profesores, 😀 ), ahora que he estado más agobiado con los rotatorios y la Facultad. Porque el MIR se acerca, pero la vida sigue.

Estoy contento con la primera vuelta MIRplus que he hecho. Puede que quizás haya podido apretar un poco más, pero tampoco es el objetivo ahora. Creo que he cumplido las dos metas principales: familiarizarme con este mundo MIR, y aprender/retener lo más relevante, lo RepeMIR, de las asignaturas más importantes. Y los resultados han acompañado, de forma medianamente aceptable, hasta ahora. Esperemos que la cosa siga así, mejorando, hasta el día en el que tenga que enfrentarme a ese torito bravo (como nos dicen desde la Academia) que va a ser el MIR 2018 (el cual se celebrará en 2019… ya hablaremos otro día de la peculiar forma de nombrar a cada examen MIR, jaja).

¡Bueno, leucoblastos! Pues esto es todo hasta ahora. Ya hemos plantado la semilla de la preparación MIR. Es el momento de regarla con todo nuestro esfuerzo y dedicación para que asiente sus raíces con fuerza y, en un futuro no tan lejano, dé buenos frutos.

Empiezo (qué digo, ¡empezamos!) ahora la emocionante segunda vuelta. ¡Deseadme suerte! 😀

Anuncios

6 comentarios sobre “Primera Vuelta del Curso MIRplus: La semilla ya está plantada

  1. Hola!
    Qué análisis más detallado del método! Y que bien explicado para los que vayan por detrás, remitiré por aquí a todo aquel que me pregunte por la academia 🙂
    Me alegro de que le hayas podido sacar partido a la primera vuelta. Me ha gustado lo de los videos minirepemir, q seguro q me vienen bien en esta segunda vuelta q el tiempo apremia.
    No sé cuánto podré dedicarle, como sabes tengo asignaturas durante sexto en mi facultad, pero se hará lo que se pueda sin fatigarnos.
    Un abrazo y mucho ánimo con preventiva!

    PD: yo también adoro los manuales jajaja.

    Me gusta

    1. ¡Muchas gracias! 🙂
      La verdad es que me gustaría poder hacer resúmenes de cada asignatura como haces tú en tu blog, pero el tiempo vuela y entre la Academia y la Facultad es difícil sacar tiempo para escribir.
      Los vídeos MiniRepeMIR han sido un gran descubrimiento. Ahora en Preventiva no he podido avanzar todo lo que me habria gustado con el estudio del Manual, así que pienso que voy a tener que volver a los vídeos a ver si así la semana me cunde más.
      ¡Mucho ánimo! ¡Este último empujón de la Facultad parece un alud de trabajos, estudios y prácticas, pero seguro que saldremos airosos! 😀

      Sí, los manuales son preciosos 😍

      Me gusta

  2. Hola leuco! Me ha encantado esta entrada, el año q viene comenzaré el mir plus y aprendo muchísimo de personas como tú y fonendo cafetero! Espero que vaya genial la segunda vuelta y el rotatorio!

    Me gusta

    1. ¡Hola Cristina! 🙂
      Muchas gracias por tu comentario. ¡Qué alegría saber que encuentras útil y te ha gustado la entrada!
      La verdad es que esta segunda vuelta está siendo un torbellido de materia y trabajo por parte de la academia, al que hay que sumar todo lo que se viene encima estos últimos meses de carrera (trabajos de los rotatorios, prácticas que consumen todo el día, acabar el TFG contrarreloj…). En fin, seremos optimistas, que seguro que al final sobrevivimos y todo.
      Confío en que te vaya muy muy bien este curso 🙂 Yo estoy muy contento con lo que llevo de MIRplus, a pesar de que a ratos es difícil compaginarlo con el resto de la vida. ¡Mucho ánimo! 👏😊

      Me gusta

  3. ¡Hola, Leucocito! 🙂

    Jopé, te lo has currado, ¡menuda entrada!
    Súper súper detallada, para los que se estén planteando MIR Asturias (yo estoy en AMIR) seguro que les viene fenomenal (pondré un enlace en el blog cuando me ponga con el mundo MIR).

    Te veo muy motivado, me alegro mucho 😀 Yo ahora mismo no lo llevo también, estoy un poco agobiada. ¿Tú cómo haces para sobrellevar los momentos de agobio, que el MIR no pueda contigo y mantenerte motivado?

    Un abrazo 😀 Nos leemos, ¡y ánimo con la segunda vuelta!

    Me gusta

    1. ¡Hola, Iratxe! 🙂 ¿Cómo estás?
      Me alegra mucho que te haya gustado la entrada. ¡Qué ilusiooón, que la enlaces en tu blog! 😍
      La verdad es que, durante la carrera, también estudié alguna asignatura por manuales AMIR (¡ahora mismo, recuerdo Otorrino!). Si no hubiera escogido MirAsturias, creo que me habría decantado por AMIR.
      La verdad es que la motivación, al menos en mi caso, va y viene. En general me gusta repasar las cosas de la Academia, hacer tests y todo eso… pero estos últimos meses de ma carrera me están agobiando bastante con el TFG, trabajos, rotatorios, graduaciones… A ver si en algún momento encontramos algo de tranquilidad, jeje. Especialmente me inquieta terminar el TFG a tiempo 😓
      Dado todo lo que hay que hacer para acabar la carrera, me estoy tomando esta segunda vuelta un poco más «light» de lo que pienso que debería ser. No estudio 4 ni 2 horas diarias como recomienda la Academia, pero consigo sacar tiempo hacer los tests diarios, repasar lo RepeMIR y leer algunos resúmenes de final de capítulo.
      Intento seguir adelante, sin pausa pero sin agobiarme. Hago lo que puedo y no me fijo mucho en todo lo que me queda por delante o me dejo sin mirar. ¡Creo que ahí está la clave, hacer cada día lo de ese día y ya veremos cómo se da mañana!

      Un abrazo Iratxe 😀 Mucho ánimo, ¡podremos con todo!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s